«

»

Sep 28 2012

Imprimir esta Entrada

La Asociación Judicial asegura que la propuesta radical ponía fin al conflicto

Desde un principio advertimos que la ley de tasas no era la solución, plantea

En la sesión del miércoles, los diputados presentaron una propuesta para otorgar un 15 por ciento de aumento en concepto de mayor dedicación, pero no tuvieron el apoyo de los bloques oficialistas. El gremio decide el viernes en asamblea los pasos a seguir.

La Asociación Judicial del Chaco lamentó que en la última sesión de este miércoles la propuesta de legisladores de la Alianza Frente de Todos de brindar un aumento del 15 por ciento a los empleados judiciales en concepto de mayor dedicación no encontrara apoyo por parte de los diputados de la oposición.

El secretario de Comunicación del gremio, Carlos Maidana, aseguró que con la aprobación de dicha propuesta el conflicto y las medidas de fuerza que vienen manteniendo los gremios judiciales se podría haber solucionado. “Era una suma ínfima que tenía que enviar la Tesorería del Poder Ejecutivo, pero evidentemente a los legisladores de la oposición y al Gobierno no le interesa solucionar el conflicto en el Poder Judicial”, cuestionó y planteó: “Además del paro judicial están en huelga toda la administración pública, Salud, los docentes, eso significa que hay un malestar de todos los sectores porque pretenden ajusfar los salarios haciéndonos pagar a la crisis a los trabajadores”.

Asimismo, Maidana recordó que su gremio desde un principio advirtió que la aprobación de la nueva ley de tasas no era la solución. “Nuestro sector necesita de una recomposición real, pero hasta ahora sólo tuvimos un incremento del 7,5 por ciento frente a un índice de in¬flación que ya superó el 25 por ciento”, explicó.

Más paros

Esta semana, la Asociación Judicial se sumó al paro por 72 horas que convocaron tanto el Sindicato de Empleados Judiciales y la Unión de Trabajadores Judiciales del Chaco, que finaliza hoy viernes.

En este contexto las expectativas de que la ley de tasas pudiese resolver las medidas de fuerza no se cumplieron, ya que esta semana los tres sindicatos definirán en asamblea de qué manera continuarán con el plan de lucha. Por su lado, la Asociación Judicial y la Unión definirán hoy en asamblea cuáles serán los pasos a seguir. Mientras que el SEJCh hará lo propio el lunes.

“El viernes tenemos asamblea, pero hay muchos descontento de la gente, por lo que entendemos que vamos a continuar con una medida que no va ser menor a las 72 horas”, advirtió Maidana.

Para Núñez, el problema radica en la asignación de recursos

El coordinador del Centro de Estudios Nelson Mandela, Rolando Núñez, afirmó que la ley de tasas, recientemente aprobada por Diputados, no resuelve el problema en el Poder Judicial, el cual radica en la prioridad que el Poder Ejecutivo realiza sobre la asignación de recursos y no en su financiamiento.

Para el abogado, la cuestión no está en sí en los recursos, sino en cuáles fueron los sectores a los que el Gobierno decidió destinar dichos fondos. Entre ellos mencionó “las 20 mil personas que ingresaron en estos cuatro años en la administración pública, en algunas obras y en el gasto publicitario”.

Mientras tanto, esto provocó que se tenga que efectuar un ajuste, por otro lado, en los sueldos de los trabajadores del Estado.

Núñez aseguró que con la nueva norma, quien se verá perjudicado será el justiciable perteneciente a la clase media, no así el de clase baja, quien queda totalmente eximido de cobro, algo que también implica una “dificulta para el acceso a la justicia”.

Por este motivo, cuestionó que si los recursos ingresan por el sistema de recaudación propia, “¿por qué tenemos que organizar una nueva forma de hacerlo por otro lado?”, por lo que apuntó: “Capitanich oculta que los fondos están, pero se lo gastó en otras cuestiones”.

Mostró el incremento que se realizó en el presupuesto al plazo largo, que se realizó tras la salida de la convertibilidad hasta este año en comparación con la suba en los salarios de los trabajadores.

En efecto, desde el 1 de enero de 2002 hasta 2012, los recursos se incrementaron en 1100 por ciento. Mientras tanto el sueldo mínimo vital y móvil de 2002, que llegaba a los 200 pesos, pasó ahora a los 2670 pesos; es decir, tuvo una suba del 1200 por ciento.

Puso como ejemplo al sueldo del maestro de grado; que hace 10 años era 220 pesos y ahora es de 2151 pesos; un 869 por ciento, y fue “ahí donde se realizó el ajuste saíaríai”.

También mencionó al del agente de Policía: que ganaba 199 pesos, pero ahora llega a $ 1503. El incremento fue de apenas un 655 por ciento, “si se hubiese respetado la asignación de recursos, no tendría que haberse producido un ajuste salarial”, lamentó.

 

 

 

 

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=3223