«

»

Jun 08 2019

Imprimir esta Entrada

En todo El Impenetrable: 40 horas sin luz, sin agua y sin comunicación

Juzgado PompeyaCuando se debe transitar por caminos no asfaltados, las lluvias son motivo de múltiples dificultades, especialmente cuando las distancias son importantes, como es el caso de las localidades del Impenetrable: las que corresponden a los municipios de Misión Nueva Pompeya (120 km de tierra), Sauzalito (200 km) y Fuerte Esperanza(140 km). La llegada de mercaderías, la derivación de enfermos, la recarga de los cajeros automáticos, el desplazamiento de la población: estudiantes, profesionales, funcionarios, productores, productos locales como ganado y madera, todo se ve afectado cuando las lluvias cortan los caminos. Los vehículos sufren el maltrato del barro, cayendo muchas veces en las cunetas, y viajes de 120 kilómetros llevan todo un día y a veces varios días. Los viajeros cuentan siempre con la solidaridad de los pobladores campesinos, que no dudan en brindar lo que tienen para ofrecerles alimento.

A veces por causa del viento o las tormentas caen postes, y los empleados de SECHEEP deben llegar hasta el lugar para solucionar. En esas oportunidades muchas localidades quedan afectadas por la falta de suministro eléctrico.

Además, como el sistema eléctrico funciona con generadores que se alimentan con combustible, la llegada de los camiones que lo transportan se ve afectada muy gravemente, debido al gran peso de los mismos y las medidas de seguridad para su circulación. Esto genera que, ante el peligro de lluvias cercanas, la empresa generadora de electricidad AGGREKO ARGENTINA SRL., exija a la empresa SECHEEP, que distribuye la electricidad desde Misión Nueva Pompeya a las demás localidades, a reducir las horas de servicio eléctrico, con cortes crecientes hasta que llega el suministro de combustible.

Este año las lluvias fueron superiores a lo normal en toda la provincia, y la zona del Impenetrable  sufrió inundaciones y debieron evacuarse familias por los desbordes del rio Bermejito, que llego acortar la ruta que une Nueva Pompeya con Wichi- El Pintado. Por el mal estado prolongado de los caminos se multiplicaron los cortes de luz, hasta que finalmente la empresa SECHEEP  anuncio que iba a cortar el suministro hasta que pudieran entrar los camiones de combustible, con lo cual la población debió sufrir 40 horas sin electricidad. En ese lapso, una parturienta que en condiciones normales debía haber sido derivada a J.J.Castelli, dio a luz en la penumbra de las velas, en el hospital Rural de Misión Nueva Pompeya, que no cuenta con equipos generadores para situaciones de emergencia. El servicio de internet se interrumpió así como toda comunicación con el resto de la provincia y el país.

Por todo esto, los pobladores de esta localidad se autoconvocaron el pasado viernes 24 de mayo en la Plaza de la Juventud para analizar la situación, circunstancia en que decidieron presentarse el lunes siguiente en el Juzgado Multifueros de esta localidad a fin de iniciar los trámites para la presentación de un amparo colectivo, lo cual efectivamente se realizó el pasado 27 en horas de la mañana, ante la jueza doctora Noelia Roxana Almirón con el patrocinio legal del Defensor Oficial subrrogante, doctor Marcelo Oscar Sosa. Además de  solicitar la “inmediata actuación de las autoridades correspondientes para que se prevea la reserva necesaria de combustible para los generadores de la Planta AGGREKO Pompeya, vehículos y elementos de seguridad apropiados para los trabajadores de SECHEEP, y la eliminación del 0800 para la recepción y derivación de los reclamos por ser ineficiente e incoherente con la realidad de la zona”, los referentes wichi presentes (Clorindo Nucos- concejal y presidente de la Asociación Comunitaria Misión Nueva Pompeya- y Zenón González – presidente de la Federacion Wichi) también reclamaron “la urgente asistencia alimentaria a las comunidades Wichí”- reclamo que se había realizado el año pasado tanto al Municipio local como al gobierno provincial.

Llamará seguramente la atención que la ciudadanía tenga que hacerse cargo de un reclamo sin contar con la mediación y gestión de las autoridades municipales. La autoconvocatoria es quizá la prueba más contundente de la virtual inexistencia del municipio para solucionar los problemas de la población.

 

Fuente: Evidencias

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=25585