«

»

May 10 2019

Imprimir esta Entrada

Caso sexo por comida: “El Ejército respondió a las denuncias por presunto abuso sexual en El Impenetrable”

Nota al pie del CENTRO MANDELA

Lo hizo a través de un comunicado de prensa que enviaron a Canal 9. En la misiva, el Departamento de Comunicación Institucional del Ejército Argentino señala que “la Institución se pondrá a disposición de la justicia”.

438871Relacionado con declaraciones públicas efectuadas por el coordinador del Centro Mandela de Derechos Humanos de la provincia del Chaco, referidas a un presunto abuso sexual cometido por personal del Ejército, la Institución informa que, a la fecha, no ha recibido ninguna notificación judicial o policial al respecto.

El hecho al cual se alude se habría dado en el marco de la Campaña Alimentaria Villa Río Bermejito, una actividad de apoyo a la comunidad que se desarrolla con resultados sumamente positivos desde el año 2007, junto al Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.

Asimismo, y en caso de que las presuntas víctimas llevaran adelante una denuncia penal, la Institución se pondrá a disposición de la justicia e iniciará las actuaciones administrativas y disciplinarias correspondientes.

Acerca de la Campaña

Desde 2007, el Ejército Argentino, en forma conjunta con el Ministerio de Desarrollo Social, viene llevando a cabo la “Campaña Alimentaria Villa Río Bermejito”.

La actividad, que se enmarca en la misión de la Fuerza de brindar apoyo a la comunidad, apela a la capacidad dual del Ejército, a su estructura y al despliegue territorial, que le permiten realizar acciones en diversos campos: social, sanitario, cultural y de infraestructura, entre otros.

Las mencionadas campañas se concretan cada 30 o 40 días y consisten en la distribución de 240.000 kg de alimentos y agua potable, relevamiento sanitario y atención de las necesidades de aproximadamente 60.000 habitantes.

Por sus características operacionales, la Base de Apoyo Logístico “Resistencia” es la responsable de cumplir con la misión. Para ello, desplaza medios y personal desde la ciudad de Resistencia hasta la localidad de Villa Río Bermejito, atravesando más de 260 km por rutas, y entre 150 y 200 km dentro del “Impenetrable”.

A fin de transitar en ese ambiente geográfico particular, utiliza vehículos aptos que le posibilitan recorrer caminos y senderos de tierra de 47 parajes chaqueños, con el objetivo de abastecer a los pueblos originarios –la mayoría pertenecientes a las etnias Wichis y Qom–, poblaciones campesinas y pequeños productores rurales.

Es de señalar que, hasta la fecha y desde la primera campaña, la Base de Apoyo Logístico “Resistencia” lleva recorridos más de 850.000 km y ha entregado, a lo largo de las 104 campañas, un promedio de 21.000 toneladas de alimentos.

Los más de 3.000 efectivos militares que se han desplazado para cumplir con la misión trabajan con igual espíritu, decisión y vocación de servicio que el primer día, y reciben el permanente agradecimiento de las comunidades asistidas.

DEPARTAMENTO DE COMUNICACIÓN INSTITUCIONAL. SECRETARÍA GENERAL DEL EJÉRCITO

Fuente: Diario21 Tv.

 

NOTA DEL CENTRO MANDELA

El Departamento de Comunicación Institucional del Ejército Argentino envió comunicados al Canal 9 (de aire) de Resistencia, que entrevistó a Rolando Núñez en su condición de coordinador de CENTRO MANDELA,  sobre el penoso caso conocido como  sexo por comida, como también al portal Chaco Día por Día como respuesta a las publicaciones originadas a partir de que diéramos a conocer el caso.

Esos dos medios publicaron el comunicado del Ejército, en los siguientes link:

El Ejército respondió a las denuncias por presunto abuso sexual en El Impenetrable

Tras las acusaciones, el Ejército asegura que no hay denuncias judiciales contra militares por coerción o abusos en El Impenetrable

Se puede advertir que ningún momento se menciona en el documento que el Ejército Argentino iniciara una investigación interna, como es obligatorio hacerlo por esa fuerza armada, conforme la reglamentación vigente.

Es claramente insuficiente que el Ejército espere las denuncias de las posible víctimas de los presuntos abusos, sobre todo de las mujeres indígenas, puesto que están sujetas a presiones y condicionamientos, incluso espontáneos, por la realidad de sometimiento que prevalece en Bermejito y en gran parte del territorio de El Impenetrable, además de que es comprensible que puedan sentirse avergonzadas y que no desean quedar más expuestas en una localidad tan pequeña, como es Villa Río Bermejito.

El común denominador en la zona es que las comunidades indígenas y los criollos pobres temen las represalias y hasta podrían pensar que no se los asista más, interrumpiéndose la entrega de las cajas alimentarias y otras “ayudas” que brinda el Estado.

 En Bermejito y las restantes localidades de El Impenetrable la realidad es una trama compleja. Casi siempre ganan los dominantes del mundo blanco, que ejercen una potente relación de fuerza sobre los que menos tienen, los que más necesitan y los que se encuentran más condicionados e indefensos.

La conducción del Ejército Argentino debería comprender, además, que los casos complejos como  los que compartimos con la opinión pública generalmente no puede comenzar con una denuncia  policial o penal porque las víctimas no quieren exponerse porque tienen pareja, hijos, padres, hermanos y hermanas.

Los tres testimonios recibidos por el CENTRO MANDELA, a dos mujeres indígenas  y  a una mujer criolla, fueron recepcionados  con reserva y con cláusula de confidencialidad.

Por eso se optó por difundir  los casos a través de nuestras publicaciones y entrevistas que posibilitaron que fueran conocidas los testimonios de Villa Río Bermejito que el CENTRO MANDELA recepcionó el pasado sábado 20 de abril, que replicó en otros medios.

El primer objetivo perseguido fue que si los presuntos abusos se produjeron, no se repitieran en el presente y en el futuro. El segundo propósito fue que respondiera el Ejército Argentino.

Es posible entender que el comunicado del Ejército es, por lo menos, insuficiente en su contenido porque reglamentariamente el Ejército debe iniciar una investigación interna inmediatamente después de conocer -por cualquier medio- hechos presuntamente irregulares que pudieran comprometer a cualquiera de sus miembros.

Sin embargo, una fuente confiable señala que en la Guarnición Militar de Resistencia (La Liguria) ya están trabajando militares de altos rangos enviados por el Tercer Cuerpo del Ejército, del cual depende la guarnición  ubicada en la ciudad de Resistencia. Es posible que se equivocaran en el comunicado porque debieron informar a la opinión pública que iniciaban la investigación, y de ese modo que estaban cumpliendo con sus obligaciones públicas.

Algunos medios nacionales piden apoyo al CENTRO MANDELA para visitar Bermejito  y ocuparse del caso. Desde ayer consultamos a ciertos integrantes de la comunidad de Bermejito sobre esa posibilidad. No están de acuerdo en testimoniar las mujeres que escuchamos, por muchas razones que comprendemos.

Además de que Bermejito está atravesando una difícil situación porque están inundados varios barrios y asentamientos, desde algunos sectores se alentó un estado de tensión y de confrontación entre grupos de las comunidades indígenas por el tema de la distribución y entrega de las cajas alimentarias. La situación es compleja, y en ella subyace la difusión del penoso caso que se conoce como sexo por comida.

Por otra parte, una denuncia policial en Bermejito y la intervención de la justicia penal de J.J. Castelli no merecen ninguna confianza de independencia, neutralidad, eficiencia y eficacia para esclarecer un caso tan complejo, en el que no se puede descartar posibles presiones o influencias de los poderes políticos. El sistema penal de J.J. Castelli no garantiza que puedan llevar adelante  una investigación seria y objetiva.

Conviene recordar que la primera intervención pública del CENTRO MANDELA sobre el caso se produjo el 1° de Mayo de este año, cuando publicamos en nuestra web el documento que puede leerse en el siguiente link:

El Impenetrable: en Bermejito ganan los abusos, el hambre y el abandono

 

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=25345