«

»

Jun 10 2012

Imprimir esta Entrada

Núñez: La instalación de Vetorial evidencia el atraso de la dirigencia

El coordinador del Centro de Estudios Nelson Mandela, Rolando Núñez, insistió en advertir sobre el peligro que significa la planta en términos ambientales, ya que se trata de una industria con altos niveles de contaminación, a lo que se le suma que el funcionamiento del alto horno depende de la combustión de carbón vegetal, lo que representa una amenaza para los bosques nativos de la provincia.

Además, Núñez advirtió que, “de acuerdo a lo que se anunció, Vetorial parece pasarse por alto la instancia previaí a su instalación”, en referencia a la neutralización de la contaminación que yace en ese predio donde funcionara la exTamet, procesadora de mineral de plomo. Según dijo, una empresa cordobesa es la única habilitada para realizar esa tarea en nuestro país. “Si no remedian el terreno, estarán incumpliendo su compromiso; pero todo indica que lo van a obviar, seguramen¬te para reducir costos”.

Los dirigentes no tienen ideas

“Esta es una locura que evidencia que nuestra dirigencia está atrasada, ya que mientras en todo el mundo se rechazan estas industrias, en nuestra provincia se les abre la puerta y se las ampara con el discurso de la gene¬ración de empleo”, dijo Núñez, y subrayó “la crisis de desarrollo e ideas y la involución de los go¬bernantes que insisten en este tipo de emprendimientos contaminantes y depredadores”, ya que existen métodos de fundición mucho más modernos que el que se pretende instalar en Puerto Vilelas.

En el mismo sentido, advirtió sobre el peligro que correrán los pobladores de la localidad, teniendo en cuenta que el predio destinado a la planta está rodeado de barrios muy populosos y el crecimiento urbano sólo se pude planificar hacia ese sector.

Rechazada en Brasil y Bolivia

Núñez recordó que la planta que Vetorial planea instalar en Puerto Vilelas, ya fue rechazada en Brasil y en Bolivia donde fue catalogada como altamente con¬taminante. En este último país al¬canzó a ser instalada en la localidad de Puerto Suárez pero nunca funcionó debido a las restricciones impuesta por el gobierno al uso del carbón vegetal en ese tipo de industrias. “Es preocupante la cantidad de carbón que demandará el funcionamiento del primer alto horno: alrededor de 170 mil toneladas al año, lo que se duplicaría en el quinto año si se cumple con la instalación del segundo horno”, expresó, y pidió calcular que “para producir una tonelada de carbón se necesitan cinco toneladas de leña”.

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=2397