«

»

Dic 31 2015

Imprimir esta Entrada

La UCR acusa a Capitanich de «girarse» $100 millones del Gobierno al municipio

Aseguran que se trata de un aporte del Tesoro Nacional que firmó Cristina antes de concluir su mandato. Y que el actual intendente transfirió esos fondos a Resistencia en las últimas horas de su mandato como gobernador; quejas de otros jefes comunales. Sin embargo, el propio Coqui había admitido un día después de asumir la existencia de ese dinero en caja.

54224_crop

Si bien la foto que difundió la UCR revela el ingreso del ATN de $100 millones a las arcas municipales, también permite conocer que Coqui recibió la Intendencia con un saldo en caja de menos de $10 mil. El movimiento de cuenta es claro y le da la razón a Capitanich, quien al justificar la declaración de emergencia económica había mencionado que se encontró -al asumir- con un saldo de apenas $8 mil (exactamente eran $7.464, según se aprecia), versión que fue «desmentida» por referentes de la gestión de Aída Ayala.
El radicalismo difundió ayer una fotografía de un posible resumen de movimientos de cuenta de la Municipalidad de Resistencia que revelaría un ingreso extraordinario de $100 millones a las arcas comunales.
Para la oposición, se trató de una maniobra orquestada por Jorge Capitanich en sus últimas horas como gobernador. Sin embargo, el propio Coqui había admitido la existencia de esos fondos al segundo día de haber asumido el municipio.
De acuerdo con las acusaciones de dirigentes opositores, Capitanich se «giró» a sí mismo esos fondos, es decir los envió como gobernador y los recibió como intendente de la capital provincial.
Según se menciona en un correo electrónico remitido a los medios de comunicación por un referente de prensa del radicalismo, esos $100 millones corresponderían a un Aporte del Tesoro Nacional (ATN) del Gobierno saliente.
«Sí, están esos fondos; son parte de las arcas del municipio», había aclarado Capitanich en una conferencia brindada el viernes 11 pasado en su despacho cuando la prensa inquirió acerca de esa transferencia.
Lo que ayer difundió la oposición fue un detalle de movimientos de caja en el que se aprecia efectivamente el ingreso de $100 millones el mismo jueves 10, el día en que Coqui tomó el mando de la Intendencia de Resistencia.
El radicalismo también cuestionó el aporte nacional por parte de la por entonces presidenta Cristina Fernández de Kirchner al estar próxima a dejar el cargo.
«La operación se realizó desde el gobierno provincial e ingresó al municipio capitalino el 10 de diciembre cuando Capitanich asumía como intendente», se detalla en el e-mail remitido a la prensa.
Seguramente que parte de esos $100 millones fueron destinados por la nueva gestión a pagar los sueldos tanto de noviembre -que quedaron pendiente de la gestión anterior-, los de diciembre y los compromisos del medio aguinaldo. (Ver recuadro aparte)
En cuanto a la fotografía del resumen de transferencias, desde la UCR se habló de una «filtración» de la información, la cual fue reenviada a los medios ayer por la tarde.

QUEJAS DE OTROS INTENDENTES

La UCR hizo trascender molestias y quejas por parte de jefes comunales de esa fuerza ante la maniobra financiera de Capitanich.
«Una vez más fuimos discriminados», apuntaron desde el Foro de Intendentes Radicales, grupo que se reunió el martes en Quitilipi con la presencia estelar de la ex intendenta de Resistencia y actual secretaria de Asuntos Municipales de la Nación, Aída Ayala.
«Venimos luchando por conseguir fondos para atender los distintos requerimientos que nos exige la llegada de fin de año, como por ejemplo el pago de salario y aguinaldo de los agentes municipales y vemos que con total desparpajo manejan como propio el dinero del pueblo», cuestionaron desde el Foro.
«Comenzar una gestión con $100 millones en la caja es fácil», consideraron finalmente.

El otro «dato» que revela la foto
Si bien la foto que difundió la UCR revela el ingreso del ATN de $100 millones a las arcas municipales, también permite conocer que Coqui recibió la Intendencia con un saldo en caja de menos de $10 mil. El movimiento de cuenta es claro y le da la razón a Capitanich, quien al justificar la declaración de emergencia económica había mencionado que se encontró -al asumir- con un saldo de apenas $8 mil (exactamente eran $7.464, según se aprecia), versión que fue «desmentida» por referentes de la gestión de Aída Ayala.

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=15640