«

»

Mar 22 2012

Imprimir esta Entrada

El Impenetrable: paraje El Diamante, Interfluvio: aseguran que personas armadas custodian predios para las explotaciones clandestinas

En el paraje El Diamante, del Interfluvio.

Aseguran que personas armadas custodian predios para desmonte ilegal.

Así lo señaló la integrante del Instituto del Aborigen Chaqueño, Monica Charole. Dijo que la tala ilegal de bosques se da con la venia de un funcionario del Instituto de Colonización y la complicidad del titular de la Asociación Indígena Meguesoxochi.

La responsable de prensa del Instituto del Aborigen Chaqueño (IDACH), Mónica Charole, aseguró que personas armadas custodian el paraje El Diamante, en el Interfluvio chaqueño, desde donde se realizan extracciones de algarrobo y otras especies nativa sin autorización. Aseguró que esta situación se da con la venia de un alto funcionario del Instituto de Colonización y la complicidad del titular de la Asociación Indígena Meguesoxochi, Zenón Cuellar.

“Las usurpaciones y la tala provienen del mismo Estado, desde Colonización”, apuntó Charole, en diálogo con radio Libertad. La referente indígena comentó que por esas horas se encontraba junto a varios integrantes del Instituto en la zona del Interfluvio para constatar la existencia de la tala indiscriminada de bosques con algarrobo y palo santo, en tierras que le pertenecen a los pueblos originarios.

Charole indicó además que se introdujeron monte adentro, en la zona de Las Hacheras específicamente en el paraje “El Diamante”, donde dos personas identificadas como Martín Gómez y Oscar Elguero, se encontraban armados, custodiando una reserva que se encuentra en el lugar y que comprende un espejo de agua, y plantaciones de algarrobo y palo santo.

“Cuando conversamos con Gómez y Elguero, que estaban en el lugar, nos dijeron que estaban por órdenes del Instituto de Colonización, de parte de un tal Franco, quien autorizó que entraran y sacaran la madera. De hecho el lunes se hizo la denuncia, se avisó al doctor (y titular de la Dirección de Defensa de la Ciudadanía) Julio García, quien también en varias oportunidades intervienen en estos casos de usurpación y también estuvieron los hermanos (aborígenes) en asamblea discutiendo acerca de esta situación que es bastante tensa dentro de la comunidad, al igual con los criollos. Tememos que esto llegue a situaciones más alarmantes y que ambos sectores puedan enfrentarse con armas”, dijo Charole.

“Queremos ser cautelosos en esta cuestión, porque el hecho que te apunten con armas de fuego, muestra no tienen ningún problema en matarse, pero tenemos conocimiento que hay transportes que entran a la zona, se trata de gente con mucha plata y poder económico muy elevado”, contó y precisó que detrás de la tala ilegal existe “una persona ligada al Gobernador; se trata de un político que esta ligado al funcionario actual y que esta motorizando esta cuestión”.

Temor.

Charole precisó que ya se radicó la denuncia correspondiente ante la Policía y ante el titular de la Dirección Provincial de Defensa del Ciudadano y de la Democracia, Julio García. No obstante, manifestó que las comunidades se encuentran con temor constante por la presencia de gente armada.

“Los hermanos estuvieron en asamblea, hay tensión en la comunidad, no queremos que lleguen a situaciones mas alarmantes o que ambos sectores que puedan confrontarse en armas”, alertó y pidió “que la justicia tome cartas en el asunto”.

 

Complicidad de Meguesoxochi.

Asimismo, Charole confirmó que la tala indiscriminada cuenta con la complicidad entre el alto funcionario de Colonización y la Asociación Indígena Meguesoxochi, específicamente, del presidente Zenon Cuellar, quién de acuerdo a las manifestaciones de las comunidades, él está autorizando que se saque la madera de las tierras.

“Es muy triste, siento vergüenza ajena que nuestros propios hermanos se están prendiendo a este negociado”, lamentó y reflejó “es bastante complejo y triste que podamos ver la inmensa cantidad de algarrobos que se esta llevando, y no hay autorización alguna de parte de organismos, como la Dirección de Bosques”.

De hecho, Charole recordó que dentro de Villa Río Bermejito, precisamente en el paraje La Sirena, el bosque está quedando “pelado”, a diferencia del paisaje de unos años atrás.

“Uno puede como institución denunciar, pero también es necesario que el Estado mismo tome cartas en el asunto”, señaló y concluyó “es bastante compleja la situación y estamos juntando las documentaciones para poder ir a todos los ámbitos de la provincia”.

Cabe recordar, que en los últimos días, el ministro de Gobierno, Juan Manuel Pedrini, apuntó a la Asociación Indígena Meguesoxochi por la “mayor devastación de la madera en la provincia del Chaco” por propiciar la tala indiscriminada en las 140 mil hectáreas de la zona del interfluvio Teuco-Bermejito.

En tanto, el Centro de Estudios “Nelson Mandela”, a cargo del doctor Rolando Núñez, denunció también en los últimos días que se siguen explotando los algarrobos en la zona del Interfluvio con la autorización de la asociación civil toba “Meguexosochi”.

“El Interfluvio está siendo objeto de una intensa explotación de sus recursos naturales. La propiedad comunitaria de las 140 mil hectáreas, titularizada a favor de la Asociación Civil Toba “Meguexosochi”, es el botín más apreciado y que más persiguen los explotadores forestales de la región, especialmente para talar los algarrobales más sanos y más antiguos que quedan en El Impenetrable”, reveló el informe. Y coincidió que las comunidades originarias apuntan al presidente de la Asociación, refiriéndose a Zenón Cuellar y sus colaboradores más fieles y estrechos, a quiénes atribuyen las ventas inconsultas de los montes de algarrobos.

 

Fuentes: Radio Libertad y Primera Línea

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=1387