«

»

Feb 24 2015

Imprimir esta Entrada

En el año 2013 desmontaron en áreas prohibidas de Chaco, incluida “La Fidelidad”

Nos parece oportuno divulgar los resultados, sumamente ilustrativos, elaborados y actualizados al año 2013 por la Universidad de Maryland, Google y el Servicio Geológico de Estados Unidos en materia de desmontes en territorio chaqueño, especialmente en las áreas protegidas por la ley de Presupuestos Mínimos.Nuestro propósito es que tengamos una visión, amplia y objetiva, del monte nativo que teníamos y lo que se desmontó en 2013, que en la imagen aparece representado en color celeste.

Es claro que gobierno, empresarios y grandes productores ocultan información a la opinión pública. Sin embargo, es formidable el ataque organizado por los sectores públicos y privados para diezmar el monte nativo chaqueño, especialmente en las áreas más vulnerables (amarillas y rojas), en las que está prohibido desmontar según las leyes de Nación y de Chaco, con consecuencias sociales y ambientales muy negativas que se siguen acumulando

Todas las áreas desmontadas fueron destinadas a ampliar las fronteras agrícola y ganadera, potenciándose la explotación forestal. A esas grandes extensiones desmontadas se suma ahora el Ministerio de la Producción de Chaco con una nueva estrategia dado que se anunció el comienzo del proceso de actualización del ordenamiento territorial del monte nativo para avanzar contra el monte a los fines de continuar ampliando las fronteras productivas. Es casi seguro que recategoricen regiones o áreas tuteladas o protegidas para destinarlas a la producción, aunque se multipliquen los daños sociales y ambientales.

Es evidente que se ha vulnerado el equilibrio ambiental chaqueño, a tal punto que parece un proceso sin retorno, que se puede acelerar en los próximos meses a partir de las decisiones políticas que tome el gobierno local bajo el pretexto de llevar adelante el proceso de actualización del ordenamiento territorial del monte. Intercambiando opiniones sobre este momento tan temido, surgió la posibilidad de que “el gobierno se maneje con un mapa armado a consultar”, a pesar de que la ley no permite bajar de categorías a los predios que están ubicados en las regiones protegidas, salvo alguna excepción pero en escala pequeña. Es muy probable que no respeten esta prohibición, que de concretarse producirá más pérdida de monte nativo y biodiversidad.

Zona de Los Frentones

Zona Nueva Pompeya y estancia “La Fidelidad”

Taco Pozo y Fuerte Esperanza

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=11346