«

»

Ene 20 2015

Imprimir esta Entrada

EN LA MIRA: “SALUD ES UN MINISTERIO DE PAPELES, UNA CAJA DE ZAPATOS SIN ZAPATOS”

LalalaNews dialogó con el coordinador del Centro de Estudios e Investigación Social, Rolando Núñez. La muerte del pequeño qom “un caso extremo y no aislado”.

Una mañana calurosa nos acercó al Centro de Estudios e Investigación Social, Nelson Mandela. La curiosidad: el pedido de juicio por la muerte del niño qom, Néstor Femenía. Allí estaba el coordinador Rolando Núñez, a quien acudimos para una entrevista en profundidad.

Sentados en su oficina, debo admitir que el relato de este caso me generó una tremenda tristeza e impotencia. Pues ¿qué podemos hacer para remediar lo sucedido? Pero sobre todo ¿cómo parar con el genocidio a nuestros hermanos originarios?

¿Cuál sería nuestra función como “blancos” o criollos? ¿Cómo ayudarlos si el “sistema sanitario” no los asiste como corresponde? Esa fue la motivación por la cual me dirigí allí.

Quizás algunos logren imaginar cómo viven las comunidades aborígenes en nuestro querido Chaco, pero que alguien describa detalladamente su realidad, puede causar algunos escalofríos. “Es una población sobrante…los médicos –ya sea por deshumanización, desidia y hasta por discriminación- no los tocan ni con una tacuara”, afirmaba Núñez.

La muerte del pequeño qom fue sin lugar a dudas “un caso extremo, representativo y sistémico”. Es decir “afecta a un integrante de una comunidad, la cual padece de endemias muy antiguas: la tuberculosis y el mal de chagas. Lógicamente, van acompañadas de flagelos sociales como lo son la desnutrición, anemia y mala alimentación”.

LA ENTREVISTA

1-¿Cómo podría estar organizado un juicio por la muerte de Néstor?

“Debería establecerse primero un diagnóstico jurídico y técnico para entablar una acción de amparo. Sé que se está hablando del tema, aunque todavía no nos han convocado para emitir opinión.

Es muy difícil que la voluntad de realizar un juicio nazca de los mismos padres pues su capacidad de reclamo al sistema es muy baja. El Estado anestesió ese pedido. Primero aparece el tema como un volcán en erupción. Se habla en todos lados, luego se apaga y nada cambia. El problema se diluye.

Hemos investigado el caso ni bien tuvimos conocimiento. Fuimos al lugar, trabajamos en terreno; realmente fue muy objetiva nuestra labor. Anunciamos claramente que el pequeño corría riesgo de muerte, pero en ese momento se podía evitar”.

2- ¿Qué opina de la declaración del jefe de Gabinete de Ministros, Jorge Capitanich, de “un caso aislado”?

“Lo dijo en su habitual conferencia matutina y yo estaba saliendo al aire con TN, al mismo tiempo. Lógicamente me pidieron mi opinión: realmente no queremos confrontar. Nosotros exponemos hechos de la realidad, datos y conclusiones. Pero no es un caso aislado, es un caso extremo, representativo y sistémico.

El mismo sistema socio sanitario desconoce todos los casos que hay como el de Néstor. Porque hay muchos enfermos que no están diagnosticados”.

3-Funcionarios kirchneristas han declarado que “los indígenas no quieren ser atendidos por los médicos y puestos sanitarios” ¿Qué análisis merece esta defensa a la gestión?

“El argumento, si hay que medirlo en un contexto médico, social y científico es inescrupuloso, cínico y de una bajeza extraordinaria. Los aborígenes tienen conocimiento especial de la vida. Conservan parte de la medicina tradicional; a los médicos de la comunidad los llaman Piogoná. Pero esa costumbre está en vía de desaparición. Por eso cuando les duele algo van al puesto sanitario, aunque lo hacen en un estado muy deteriorado.

Y todo arranca con la falta de comida. Están mal alimentados porque ingieren muchas harinas, grasas, sémola y nada de proteínas (carne).

A Néstor lo internaron luego de darse a conocer las imágenes fuertes que circulaban. Reaccionó muy bien porque el equipo médico controlaba la ingesta de las pastillas. Además seguía bien la dieta planificada. Más de 40 días estuvo internado hasta que le dieron el alta hospitalaria. Pero el tratamiento contra la tuberculosis dura seis meses. Es una quimioterapia, las píldoras tienen proporciones muy pequeñas de los químicos que luchan contra la enfermedad.

Es un tratamiento muy fuerte, más teniendo en cuenta su historial médico (anemia, desnutrición y mala alimentación, tuberculosis). Vomitan mucho, tienen diarrea, dolores intensos de cabeza y corporales. Es agresivo porque es una quimio. La primera semana es brava”.

4- El acta de defunción sólo decía “Enfermedad”, no destacaba que era un niño desnutrido y con tuberculosis ¿Por qué?

“El parte médico puso como argumento que la familia quería tenerlo al pibe en su casa. Después corrió el rumor de que el padre se escapó con el hijo del hospital. Pero esa familia vive en un lugar determinado, dejaron de ser nómades hace décadas. Si se escapan se van a su casa. Se pide que lo busquen por riesgo de vida y se lo interna. Luego se les explica bien y con paciencia a los padres nuevamente cómo es el tratamiento para curarlo. Pero nada de eso hizo el sistema sanitario y ahora pretenden introducir ese debate.

El ambiente en su casa no era sano; había que controlar la ingesta de pastillas y comprobar que no vomite. Tenía que estar bien alimentado y en su hogar no había comida.

En las comunidades aborígenes manda el niño por el concepto de libertad. Si éste le dice a su mamá que las pastillas le hacen mal (sus progenitores no tienen conocimiento de que el tratamiento hace sufrir al paciente), ella se apiada y no le da la medicina.

Entonces, la tuberculosis queda abierta y es demoledora, peor que la inicial. Esto es así porque al no tomar las píldoras el bacilo se hace mucho más fuerte.

La muerte de Néstor fue un caso silencioso. Existe por orden nacional de no vincular jamás las muertes con tuberculosis, mal de chagas y desnutrición ¿Para qué? Porque deben manipular datos estadísticos. Cuando se realiza el anuario en el Ministerio de Salud de la Nación los datos son falsos, están manipulados.

Esa información se envía a la Organización Mundial de la Salud y a UNICEF, pero no tienen datos reales. Argentina lógicamente perdió soberanía estadística. Y la consecuencia es que no se puede planificar y abordar este gran problema que padece el país como son las endemias”.

5- ¿La salud pública en Argentina está en crisis?

“Sí. Salud es un Ministerio de papeles, una caja de zapatos sin zapatos. Sólo existe un sistema burocrático con papeles y algunos recursos para hacer creer que sí funciona.

La figura del agente sanitario se creó para que salgan a terreno a detectar o sospechar casos de enfermedad. Debían acercarse a cada hogar pero jamás lo hicieron. Entre los agentes aborígenes que supuestamente Salud capacitó, la mayoría terminó limpiando pisos, baños, cortando césped, haciendo mandados. No se trabajó en terreno. Entonces las enfermedades y muertes en sectores marginados son causales, suceden por ineficiencia del sistema de salud pública”.

Muchas gracias Rolando Núñez. LalalaNews se solidariza con los pueblos originarios.

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=10910