«

»

Ene 05 2015

Imprimir esta Entrada

Desde el Centro Mandela cuestionan declaraciones de la directora del Pediátrico

Caso Néstor Femenía

03/01/2015 El coordinador del Centro Mandela, Rolando Núñez, calificó de “erróneas o falsas” las declaraciones de la Directora del Hospital Pediátrico, Alicia Michelini. Según el representante de la organización, el niño no realizó su tratamiento contra la tuberculosis de manera regular. Advirtió que el niño está muy grave.

Nota pediatricoEl coordinador del Centro Mandela, Rolando Núñez, calificó de “erróneas o falsas” las declaraciones de la Directora del Hospital Pediátrico, Alicia Michelini, quien señaló que Néstor Femenía, el niño qom desnutrido y con tuberculosis –hoy internado muy grave en el Pediátrico- estaba realizando su tratamiento contra su enfermedad de manera normal en el hospital de Bermejito. Según Núñez, el niño no realizó su tratamiento de manera regular. Advirtió que corre riesgo su vida.

El coordinador del Centro Mandela, Rolando Núñez, calificó de “erróneas o falsas” las declaraciones de la Directora del Hospital Pediátrico, Alicia Michelini, quien señaló que Néstor Femenía, el niño qom desnutrido y con tuberculosis –hoy internado muy grave en el Pediátrico- estaba realizando su tratamiento contra su enfermedad de manera normal en el hospital de Bermejito. Según Núñez, el niño no realizó su tratamiento de manera regular. Advirtió que corre riesgo su vida.

En respuesta a la entrevista realizada por CHACO DIA POR DIA a la directora del Pediátrico, Núñez aseveró que “ante el inminente fallecimiento del niño qom Néstor Femenía, que nos informaran hace pocos minutos desde la unidad de terapia intensiva del Hospital Pediátrico de Resistencia-Chaco, su Directora desliza el argumento de que los padres del pibe serían los responsables de su muerte”.

Señaló que sus afirmaciones “son erróneas o falsas, y están desvirtuadas por un dato médico que no se puede negar”. En este sentido afirmó que “Néstor ingresó al Pediátrico cursando neumonía aguda, cuadro que descarta que el niño gozara de un regular tratamiento anti-tuberculosis”.

“La neumonía pone al descubierto que el tratamiento no tuvo la regularidad o continuidad en la ingesta de las pastillas, lo que también pone en evidencia que no se desarrolló un control sanitario riguroso por parte del sistema de salud pública”, sostuvo.

“Si a tal factor sumamos la falta de comida nutritiva (por pobreza) que garantice la ingesta de las calorías necesarias para el niño que cursa tuberculosis y desnutrición, componemos objetivamente el cuadro socio-sanitario que puede desembocar en el inminente óbito. Por eso afirmamos que estamos presenciando la inescrupulosidad al palo”, sentenció.

“Se sabe que todo tratamiento contra la tuberculosis requiere que el enfermo esté correctamente alimentado dado que las pastillas que ingiere producen los efectos secundarios propios de las quimioterapias suaves, que son desbastadores, sobre todo cuando el paciente registra un historial de desnutrición, mal nutrición o anemia. Los tratamientos contra la tuberculosis se sintetizan en comida, pastillas, ambiente sano y control sanitario diario y riguroso”, afirmó Núñez.

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=10722