«

»

Ene 03 2015

Imprimir esta Entrada

Es crítico el estado de salud del niño qom Néstor Femenía

PIDEN LA INMEDIATA INTERVENCIÓN DE SALUD Y EL IDACH
El niño toba que padece tuberculosis pulmonar, se encuentra internado en la terapia intensiva del Hospital Pediátrico de Resistencia, con asistencia respiratoria mecánica y riesgo de vida. En caso de una evolución favorable, planean un traslado al Hospital Garrahan.

El Centro de Estudios Nelson Mandela se encuentra siguiendo día a día el estado de salud del pequeño Néstor y acompaña a sus padres: Roxana Sánchez, de 26 años y su papá, Claudio Femenía, de 24 años, quien junto a una bebá que es la última de los cinco hijos de la pareja quienes están alojados en el Hogar Madre Teresa de Calcuta.

El titular del Centro, doctor Rolando Núñez, precisó que en las últimas horas, el cuadro de Néstor sigue igual y por el momento no mostró mejorías. El niño qom está afectado, desde hace mucho tiempo, de un grave cuadro de tuberculosis pulmonar. Ahora se suma una enfermedad intercurrente que ha complicado su evolución y su estado, que lo coloca en el riesgo concreto de perder la vida. De los dos últimos informes médicos de los doctores. Luis Zapico y la doctora Colman, se desprenden Nestorcoincidencias sobre la salud del niño. Actualmente está muy grave producto de la tuberculosis que arrastra y la nueva enfermedad que se disparó. Los médicos de terapia intensiva sospechan que se trata de una enfermedad del colágeno, que asociada a la tuberculosis hace que el menor evolucione desfavorablemente y curse por estas horas un fallo multiorgánico y un derrame pericardico que obligó a que se le realizara una punción para extraerle agua que se compromete el corazón y los pulmones. “El corazón está funcionando con un gran esfuerzo. Tiene retención de líquidos en todo el organismo, pero lo que preocupa es que el corazón está rodeado de agua por eso tuvieron que hacerle una punción. El pulmón está muy afectado hay un compromiso renal con el riñón y el hígado”, indicó y agregó “una de las integrantes del Centro de Estudios logró ingresar con Néstor en el lugar donde está internado. El chico tiene una temperatura disociada producto del mal funcionamiento del corazón: arriba, en el cerebro y las extremidades superiores tiene temperatura alta, y los miembros inferiores los tiene fríos”.

Néstor es el mayor de cinco hermanos, tiene 7 años. Su familia vivía en el paraje Paso Sosa, ubicado a 12 kilómetros de Villa Río Bermejito. En ese lugar funciona un puesto sanitario. Después fueron a vivir al casco urbano de Bermejito para que el niño fuera atendido en el hospital de dicha localidad porque ya había contraído tuberculosis.

Su caso fue noticia pública hace pocos meses porque estaba gravemente enfermo de tuberculosis y de desnutrición asociada a dicha enfermedad, que azota a las comunidades indígenas de El Impenetrable. Estuvo internado en el hospital de Bermejito y luego, por la gravedad del cuadro que cursaba, fue derivado al hospital de cabecera de la zona sanitaria V, que es el hospital Güemes de Juan José Castelli. De este establecimiento sanitario fue dado de alta hospitalaria para que Néstor continuara siendo tratado en su casa, que es una de las tantas de los pueblos aborígenes que están sometidos a la extrema pobreza. Son muchas las carencias, pero sobresale la falta de comida por lo que viven a harina y grasa.

Como era previsible, producto del cuadro socio-sanitario y ambiental sumamente negativo que rodea a la familia Femenía, la salud de Néstor empeoró. Lo internaron nuevamente en el hospital de Bermejito, hasta que el día 19 de diciembre lo derivaron al Hospital Pediátrico de Resistencia porque cursaba el riesgo de morir. “La falta de seguimiento en el tratamiento socio-sanitario le quitó la probabilidad de terminar el tratamiento y curarse. Si se trataba y se cerraba la tuberculosis, no se desencadenaba este cuadro”, aseguró Núñez.

Salud y el Idach, ausentes

Los padres de Néstor se encuentran alojados en el Hogar Madre Teresa de Calculta. Desde allí van y vienen todos los días al Hospital Pediátrico. Núñez lamentó que a pesar de la grave situación, ni desde el Gobierno provincial ni del Idach, se han acercado a dialogar con la familia. Estimó que una vez conocido el caso y difundido por los medios de comunicación, quizás alguna de las autoridades del Ministerio de Salud y del organismo, se acerquen a brindar su acompañamiento a la familia Femenía.

Traslado al Garrahan y la utilización del avión sanitario

En caso de lograr que Néstor evolucione favorablemente, estudian el traslado al Hospitañl Nacional de Pediatría Garrahan de Buenos Aires. “El Garrahan ya le dio cama pero para trasladarlo en una ambulancia por 12 horas y con el cuadro que presenta es muy riesgoso. En todo caso, las autoridades deberán poner a disposición el avión sanitario”, planteó Núñez.

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=10713