«

»

Nov 20 2014

Imprimir esta Entrada

Las dos versiones sobre el Chagas

Fuente: http://www.curarconopinion.com/las-dos-versiones-sobre-el-chagas/

Por Dr. Daniel Cassola

El Mal de Chagas es una enfermedad endémica en América, transmitida por un vector que es la vinchuca y que generalmente se torna crónica.

Como la vinchuca suele habitar en lugares donde las construcciones son precarias, se suele asociar al Chagas con el mundo rural y los ranchos.

Hace menos de un mes, el ministro de Salud Juan Manzur inauguró un congreso sobre enfermedades vectoriales en Santiago del Estero. En aquella oportunidad, sostuvo: “Hoy tenemos al Chagas arrinconado”.

Además el ministro agregó: “Todos los días queremos que nuestra gente esté mejor, que esté sana, que no tenga dengue, malaria o leishmaniasis, y tenemos el apoyo político para lograrlo”.

Por último Manzur afirmó que “estas no son enfermedades olvidadas o de la pobreza, como se suele decir, sino que son enfermedades a las que les estamos dando batalla y por ello nos reconocen internacionalmente”.

El problema del Chagas no es solo argentino ya que está presente en todo el continente desde México hacia el sur. Incluso hay casos importados en Estados Unidos. Además la Organización Mundial de la Salud cataloga al Chagas como una de las trece enfermedades tropicales más desatendidas del mundo.

Las palabras del ministro de Manzur se contraponen con la información que proviene de las zonas en las que el Chagas está presente en nuestro país.

Una de las regiones históricamente más afectadas por esta patología es El Impenetrable chaqueño. Según el último informe de la Fundación Nelson Mandela, el Chagas, en Chaco está lejos de estar arrinconado.

En primer lugar se ha constatado que las campañas de fumigación son esporádicas o inexistentes. Para que la fumigación brinde resultados debe realizarse a intervalos de tres meses. Realizarla descoordinadamente es casi peor que no hacer nada, porque supone un desperdicio de recursos sin ningún resultado positivo.

En segundo lugar se ha constatado que no se cumple con la atención sanitaria que estipula la ley de Chagas sancionada en 2007. No hay detección temprana ni tratamientos disponibles para todos los enfermos. Ni siquiera se realiza el control serológico al 100 por 100 de las embarazadas.

Por último se denuncia que a partir de febrero de este año se llevó adelante un operativo con camiones sanitarios del Ministerio de la Nación que fue sumamente fallido. Eligieron una época del año en la que por las lluvias había zonas intransitables por lo que el alcance del mismo fue escaso. Eso sí, la llegada de los camiones dispuso una gran movida publicitaria en la provincia.

Al parecer algunos funcionarios no comprenden que las bacterias, los microbios y los vectores no entienden de política. No es con propaganda sino con políticas sanitarias serias que se previenen las enfermedades y se mejora la salud de la población.

Enlace permanente a este artículo: http://www.centromandela.com/?p=10330